jueves, 9 de septiembre de 2010

Wok de menestra con gambas

Quería haberlo publicado hace rato, pero confluyen factores diversos, como que Blogger lleva mamoneando todo el santo día o que tenía hora para la peluquería, por lo que ha sido levantarme, pedir hora, desayunar, ir al gimnasio, volver a casa y preparar el ossobucco y salir corriendo a la pelu, y encima he llegado diez minutos tarde; finalmente me han hecho esperar, porque no habían acabado, pero conmigo han tardado poco y me han dejado muy contenta (incluso me han enseñado trucos), por lo que todo este frenesí ha valido la pena... Ahora a ver si blogger no me la juega a última hora... Crucemos los dedos.

El plato de hoy es de dieta. Yo lo hacía en cazuela, pero en los últimos tiempos he efectuado algunos hallazgos, como que la comida ultracongelada sale más sabrosa si la rehogas en el wok que si la cueces y luego la rehogas; además, sale menos caldoso, que todavía no hace calor como para tomar sopicaldos. Por supuesto, si se hace con comida no ultracongelada la mejoría es exponencial, pero ya he aprendido que ser perfecta no está entre mis funciones, y que en mi imperfección reside parte de mi encanto, por lo que ahí va, descongelado pero sabroso, este wok cotidiano para la gente a dieta.


Los hidratos, en los guisantes; las proteínas, en las gambas; las vitaminas, en el resto de verduras. Un plato de blog que no hace falta esconderle a tu dietista.
Ingredientes (para 2 personas):
  • 1 calabacín fresco
  • 200 gr de menestra ultracongelada
  • 1 tazón de gambas ultracongeladas
  • aceite de oliva
  • sal
Lavamos el calabacín, lo cortamos en rodajas y cada rodaja en cuatro partes.
Lo doramos en el wok con una cucharada de aceite.
Añadimos la menestra y damos unas vueltas.
Añadimos las gambas y dejamos que se vayan mezclando los sabores.
Según se derritan los ultracongelados, irán expulsando agua; el plato estará listo cuando la mayor parte del agua se haya evaporado y estén totalmente cocidos los ingredientes; no tenemos que olvidar sazonar el wok cuando esté a medio derretir para que no quede soso.
  1. Obviamente, quedará mejor con ingredientes naturales, no congelados: en ese caso hay que medir el tiempo (con congelados se tardan 20 minutos de reloj) para que nada quede ni muy crudo ni quemado.
  2. Si se quiere hacer en cazuela, se añade un vaso de caldo y se come con cuchara, y no tarda mucho más que en el wok

6 comentarios:

  1. Pues riquisimo!!! a mi las verduritas me gustan todas y como me las den ;) Seguro que blogger se porta bien contigo don't worry,a disfrutar de tu nuevo look ;)

    ResponderEliminar
  2. Yo no suelo consumir verduras congeladas pero tu receta tiene muy buena pinta! :) besos

    ResponderEliminar
  3. Mira que da rabia tener la receta a punto de publicar y Mr. Blogger se empeña en que no.
    Qué bien que tu nuevo look te guste, al menos no es tiempo perdido.
    Tengo que comprarme un wok para este tipo de recetas. Estupenda y con pocas calorías.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Un plato rico y fácil. Me lo anoto

    SAludos

    ResponderEliminar
  5. Yo también estoy pensando en comprarme un wok, pero...mi cocina ya no dá mas de si jejjeje...queda anotada.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. quechuloalgodulce, pues me alegro de que este acompañamiento te haya gustado... Al final, blogger publicó...

    nuria, yo lo hago en algunos casos (pereza, si no he comprado verdura fresca), y las hay mejores que otras...

    LA COCINERA DE BETULO, el wok es un gran invento, yo pensaba que eran pijadas, y no... Mis fajitas las hago en él, y es como mejor quedan.

    jose manuel, todo tuyo, jose manuel ;)

    crismas, lo del wok es más que una sartén, te lo recomiendo, aunque claro, si no hay espacio, gran problema...

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita y por tus comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...